AMIGOS Y SEGUIDORES DE ESTE BLOG

lunes, 3 de enero de 2011

¿QUÉ PUEDES ENTREGAR?



En este mundo dominado por el egoísmo, existen felizmente personas que quieren ir a Dios, entregarse a los demás. Parece que estas personas quieren resolver sus problemas y los del mundo con sus buenas intenciones.

Pero mi voz me dice:

Antes de entregarte a Dios o los demás, debes saber quién es el que se entrega, quién es el que desea entregarse y qué es lo que quiere entregar.
Si no sabes qué eres: ¿cómo vas a entregarte si no sabes lo que entregas?
No digas que quieres entregar tu cuerpo, tus cosas, tu trabajo... porque nada de eso eres tú.
Verás que cuando sepas y veas lo que eres no tendrás que entregar nada a nadie. Cuando vivas en tu centro sentirás a Dios y a los otros en ti mismo. Serás como el centro de la esfera que va expandiéndose y se convierte en la esfera completa y total.



Cuanto más quieres entregarte a Dios o los demás, es señal inequívoca que Dios y los demás están lejos de ti, no están dentro de ti. Y mientras no exista Unidad entre ti, Dios y los demás, no hay amor verdadero. Y sin amor, ¿qué puedes entregar?
Cuando te des cuenta que en la esfera infinita del Universo, tú no eres un punto aislado sino que cada unos somos el centro de la misma, sentirás que tú estás en todos y todos están en ti. No es otra cosa lo que dice la Biblia. Míralo atentamente.
Todo lo que se diga sobre solidaridad, amor, entrega a los demás... quedará en palabras bellas y buenas intenciones, si no se vive y se siente desde el centro de uno mismo donde únicamente se vive la Unidad. Cuando tú vivas desde tu centro no necesitarás entregarte a nadie, porque sentirás a todos en ti.


Darío Lostado
(...Pero Mi Voz Me Dice...)


2 comentarios:

  1. "Verás que cuando sepas y veas lo que eres no tendrás que entregar nada a nadie".

    Gracias de corazón!.

    ResponderEliminar

Siéntete libre de comentar. Gracias.