AMIGOS Y SEGUIDORES DE ESTE BLOG

jueves, 4 de abril de 2013

SER TESTIGO


Saber ser testigo de cuanto ocurre en mí y fuera de mí es la mejor disposición para evitar el estrés en las circunstancias en que suele producirse.

Cuando ocurre algo a mi persona, yo soy testigo de eso que pasa pero no debo identificarme con el hecho.

Yo soy el testigo. Yo me doy cuenta de que hay un dolor en mi cuerpo. Lo veo, lo siento pero yo sé que no soy mi cuerpo y digo: hay un dolor en mi cuerpo pero yo no soy el cuerpo. Soy el que vive con el cuerpo y se da cuenta de él.


Hay que hacer lo mismo cuando de dolor es mental o sufrimiento moral. Si yo me identifico con mi mente, el dolor me inundará. Cuando soy un testigo consciente y siento que tengo una mente pero no soy mi mente, el dolor emocional o mental será observado y aceptado por mí. Y en esa aceptación desaparece el estrés.

Cuando internalizo mi emoción y me identifico con ella, el estrés aparece como una invasión dolorosa de todo el cuerpo. Si no me aferro ni me identifico con las emociones negativas o dolorosas, no se da la respuesta al estrés, y evitaré las enfermedades derivadas que éste produce.


Darío Lostado
(Despertar A La Conciencia Día A Día)


6 comentarios:

  1. Qué buen artículo, como todo lo que contiene este maravilloso blog, siempre ayuda y brinda mucha luz,muchas gracias por compartir este espacio tan inspirador, un placer para el espiritu.Bendiciones.

    ResponderEliminar
  2. A pesar de no poder reconocerte, muchísimas gracias por tus palabras de apoyo. Aunque todo el mérito es para Darío, el autor de todos los artículos.

    Un fuerte abrazo amig@ "Anónimo"

    ResponderEliminar
  3. que palabras mas bellas, las de Dario y demás, qué belleza cuando la vida se expresa en el amor sin que el ego matice.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por expresar...

      Un abrazo.

      Eliminar
  4. La única cualidad que un buda posee en el centro de su ser es la observación, el ser testigo. Ser testigo es toda la espiritualidad comprimida en una palabra. Ser testigo de que no eres el cuerpo, testigo de que no eres la mente y testigo de que sólo eres un testigo.

    OSHO

    ResponderEliminar

Siéntete libre de comentar. Gracias.